ENTRAR            

 


 

Index de Enfermera Digital

 

 

 

CARTAS AL DIRECTOR

 Ir a Sumario

Documento anterior

Documento siguiente

 

 

 

 

 

Mutilación genital femenina y episiotomía

Alberto Gálvez Toro
Residente de Enfermería Obstétrico-Ginecológica. Unidad Docente de Granada

Index de Enfermería [Index Enferm] 2000; 31; 50

 

 

 

 

 

 

 

Cómo citar este documento

 

 

Gálvez Toro A. Mutilación genital femenina y episiotomía. Index de Enfermería [Index Enferm] (edición digital) 2001; 31. Disponible en <http://www.index-f.com/index-enfermeria/31revista/31_articulo_50.php> Consultado el

 

 

 

Sr. Director: Mutilar es, según el Diccionario de la Real Academia, cortar (un miembro o parte del cuerpo); romper, destruir; y quitar una parte o porción de otra cosa cualquiera. La mutilación es la acción o efecto de mutilar. La episiotomía es un tipo de intervención quirúrgica realizada en el periné de la mujer durante la última fase de la segunda parte del trabajo de parto consistente en el ensanchamiento del orificio vaginal mediante una incisión con tijera o escalpelo que posteriormente se repara mediante sutura (Thacker 1983) destinada a ampliar el periné en partos complicados1. La mutilación genital femenina (MGF) consiste en la extirpación parcial o total de los órganos genitales externos2. Parece claro que no es comparable la MGF con la episiotomía, ya que ésta se usa en partos complicados y aquella es una forma de control y violencia contra las mujeres, pero me puedo plantear la pregunta ¿cómo debemos llamar una práctica quirúrgica "legal" que posiblemente se realiza sin necesidad?
     Según estudios realizados en algunos hospitales de España, se están haciendo porcentajes de episiotomía que oscilan entre el 56% y el 87%
3-6, que llegan al 100% en el caso de las nulíparas. Por el contrario, tal y como recoge Wagner7, en otros países el porcentaje de episiotomías es mucho más bajo (8% en Suiza, 4-8% en partos asistidos por matronas en domicilio en USA),  o menos generalizado, con valores cercanos o inferiores al 40% (8-10). La OMS y algunos expertos, consideran que no es lógico ni está justificado realizar porcentajes de episiotomías superiores al 30%11,12. Si la episiotomía se hace en partos complicados y el 56%-87% de las mujeres reciben en España episiotomía en su parto ¿sería lógico pensar que todos estos son partos complicados -según nos indica la definición del uso de episiotomía?. Claro que no, lo que ocurre es que se realizan episiotomías a muchas mujeres que no la necesitan. Por este motivo, porque no hay evidencias que respalden el uso sistemático de episiotomía1,11,13 y por el gran número de problemas que produce la episiotomía en la mujer (bienestar, imagen corporal, deformidad, dolor, sexualidad, etc), Wagner7 y Girard14 plantearon en sendas cartas al director en la revista The Lancet si sería lícito considerar la práctica generalizada de episiotomía como una forma moderna de mutilación genital femenina.
     Definir la práctica abusiva de episiotomía que hemos descrito como una forma moderna de MGF es desmedido, sin embargo sí que podemos considerarla como una técnica mutilante que afecta a la sexualidad de la mujer, a su bienestar, a su recuperación en el puerperio y a veces a la propia imagen corporal
11. A pesar de que no son lo mismo, la MGF y la episiotomía tienen cosas en común. Por un lado, son prácticas toleradas y aceptadas en las culturas que ocurren, consideradas como necesarias y justificables. Coinciden además en que se realizan sin el consentimiento de la mujer, en el primer caso porque se trata de niñas y son los padres quienes deciden; y en el segundo porque predomina el criterio del profesional que la hace, al que se le atribuye el conocimiento y en el que se delega la responsabilidad de saber cual es la mejor alternativa. En cuanto a sus consecuencias para la mujer, la distancia entre mutilación genital femenina y episiotomía es insalvable y no tienen nada en común, salvo que queramos considerar a la episiotomía como una forma "light" de mutilación genital femenina.
     Los datos en España indican que hacemos episiotomías innecesarias, por tanto, que seccionamos piel, mucosa y músculo que pertenecen a los genitales externos en mujeres que posiblemente terminarían el parto con el periné íntegro o con desgarros de I o II grado. Con este uso y abuso, lo que en realidad practicamos es una cirugía mutilante y absurda sin beneficios para la mujer. Pienso entonces: ¿Qué sentido tiene lo que hacemos?. ¿Qué sentido tiene esta cirugía mutilante?.

Bibliografía

1. Lede R, Belizan JM, Carroli G. Is routine use of episiotomy  justified? Am J Obstet Gynecol 1996;174:1399-402.
2. Velasco Juez C. La mutilación genital femenina y los derechos humanos. Bol Inf Asoc Andaluza Matronas. 1999; 3:10-12.
3. Martínez García E, Rey Merino MJ, Bouzán San Martín ML. La episiotomía en el Hospital General Universitario de Alicante. Descripción y evaluación crítica de su utilización. Enfermería Clínica 1998; 8(1):1-6.
4. Pisa Latorre L, Idígoras Hurtado J, Ruiz Plaza JM. Influencia de la educación maternal en la incidencia de lesiones del suelo pélvico. Estudio en el Área Sanitaria del Hospital Virgen del Rocío. Metas de Enfermería 1999; II(19):37-42.
5. Gámez Gutiérrez D, Acuñas Vergara M, Sánchez Cosmes I, Torre Ricalde D. Episiotomía: valoración y cuidados. Index de Enfermería 1999: VIII(27):76-77.
6. Gálvez Toro A, Fernández-Villamil M, Sanchez M. Prevalencia de episiotomía en los Hospitales Materno-Infantil  y Clínico de Granada. Encuentro de la AAM, Úbeda, 7-8 de abril, 2000.
7. Wagner M. Episiotomy: a form of genital mutilation. The Lancet 1999; 353:1997-1998.
8. East Chris, Webster Joan. Episiotomy at the Royal Women´s Hospital, Brisbane: a comparison of practice in 1986 and 1992. Midwifery 1995;11:195-200.
9. Chambliss LR, Daly C, Medearis AL, Ames M, Kayne M, Paul M. The Role of Selection Bias in Comparing Cesarean Birth Rates Between Physician and Midwifery Management. Obstet Gynecol 1992;80:161-165.
10. Röckner G, Ölund A. The use of episiotomy in primiparas in Sweden. A descriptive study with particular focus on two hospital. Acta Obstet Gynecol Scand 991;70:325-330.
11. Carroli G, Belizan J, Stamp G. Episiotomy for vaginal birth. The Cochrane Library 1999;  Issue 1.
12. García Carabantes A. Replantearse la episiotomía: analizando sus improbables beneficios. Natura Med. 1995; 42:28-31.
13. Argentine Episiotomy Trial Collaborative Group. Routine vs  selective episiotomy: a randomised controlled trial. Lancet  1993;42:1517-18.
14. Girard M. Episiotomy: a form of genital mutilation. The Lancet 1999; 354:595-596.

Principio de pgina 

 

Pie Doc

 

RECURSOS CUIDEN

 

RECURSOS CIBERINDEX

 

FUNDACION INDEX

 

GRUPOS DE INVESTIGACION

 

CUIDEN
CUIDEN citación

REHIC Revistas incluidas
Como incluir documentos
Glosario de documentos periódicos
Glosario de documentos no periódicos
Certificar producción
 

 

Hemeroteca Cantárida
El Rincón del Investigador
Otras BDB
Campus FINDEX
Florence
Pro-AKADEMIA
Instrúye-T

 

¿Quiénes somos?
RICO Red de Centros Colaboradores
Convenios
Casa de Mágina
MINERVA Jóvenes investigadores
Publicaciones
Consultoría

 

INVESCOM Salud Comunitaria
LIC Laboratorio de Investigación Cualitativa
OEBE Observatorio de Enfermería Basada en la Evidencia
GED Investigación bibliométrica y documental
Grupo Aurora Mas de Investigación en Cuidados e Historia
FORESTOMA Living Lab Enfermería en Estomaterapia
CIBERE Consejo Iberoamericano de Editores de Revistas de Enfermería